¿Perros robots para el patrullaje fronterizo? Esta es la última idea de Estados Unidos

Estados Unidos está probando el uso de perros robots para patrullar la frontera con México, y los resultados han sido positivos.

Siguiendo los pasos de la ciencia ficción, la humanidad ha comenzado a apoyarse en los robots para solucionar problemas. No hace mucho tiempo algunas empresas estaban seguras de que los perros robots eran el futuro de las entregas a domicilio; no obstante, desde entonces las cosas han cambiado un poco. La última adición de los Estados Unidos a su fuerza de seguridad en la frontera ya está aquí; y sí, se trata de perros robots.

El Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos ha liberado nuevos detalles sobre las pruebas que han estado llevando a cabo en la frontera con México. Desde The Verge, comentan los detalles que el DSN ha compartido sobre sus pruebas de patrullaje usando perros robots.

Las máquinas, según describen, fueron probadas de todo tipo de modos durante el patrullaje; y aunque todavía no se ha compartido información sobre el uso de los perros robots como la tecnología elegida para la vigilancia fronteriza; sí que aseguran que las pruebas han arrojado resultados «exitosos«.

Conoce a los curiosos perros robots de Estados Unidos

Los robots, por su parte, son propiedad de la compañía Ghost Robotics, empresa rival de la famosa Boston Dynamics. De hecho, el robot usado para el patrullaje de la frontera es bastante parecido a Spot; el perro robótico amarillo que protagonizó algunos vídeos virales en años anteriores. No obstante, el de Ghost Robotics llega bajo el nombre de Ghost Vision 60; y cuenta con unas medidas de 76 cm de alto, un peso de 32 kg y es capaz de recorrer 12 kilómetros en tres horas con una sola carga de batería.

Además, el Ghost Vision 60 puede navegar de forma autónoma o bajo control manual; y puede ser equipado con accesorios extra, como cámaras de visión térmica, visión nocturna y más.

Durante la prueba, se simularon varios escenarios distintos para el Ghost Vision 60. Aunque el test se basó en un servicio de vigilancia usando puntos predefinidos por GPS, y cargando cámaras y sensores; se probó la respuesta de los perros robots ante variables distintas. Estas últimas se diferencian entre una inspección de los vagones de tren en los astilleros, caminar alrededor y debajo de los vagones; exploración de edificios residenciales, e incluso uno que simulaba el enfrentamiento con individuos potencialmente hostiles.

La frontera sur puede ser un lugar inhóspito para el hombre y la bestia, y precisamente por eso una máquina puede sobresalir allí… Esta iniciativa dirigida por S&T se centra en los Vehículos Automatizados de Vigilancia Terrestre, o lo que llamamos «AGSVs». Básicamente, el programa AGSV trata de… perros robot.

Brenda Long, directora del programa de investigación y desarrollo del DHS

Sin embargo, parece que de momento estos robots cuentan con algunas limitaciones. Estas pueden ir desde comportamiento errático, batería limitada, controles irregulares, e incluso reportes de que las máquinas a veces se caen «sin razón aparente».

Por su parte, el Departamento de Seguridad Nacional asegura que estos robots no llevarán armamento encima, pero no significa que no puedan. De hecho, a finales del año pasado la empresa SWORD Defense desarrolló un fusil que puede acoplarse a la parte superior de los perros robots de Ghost Robotics, y el ejemplar usado para demostrarlo fue un Ghost Vision 60; exactamente el mismo modelo usado para vigilar la frontera.